el problema del mal aliento

El problema del mal aliento

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedinmail

El problema del mal aliento es una de los motivos que generan más angustia e incomodidad en la población. En la mayoría de los casos, las personas desconocen el origen de su mal aliento, sin embargo reconocen padecer de ello aunque es difícil de llevar.

El problema del mal aliento puede ser a causa de enfermedades sistémicas; cuando se habla de enfermedades sistémicas se hace referencia a diabetes, infecciones respiratorias, infecciones paranasales y otras enfermedades. Esta relación con las enfermedades sistémicas surge debido a que las bacterias periodontales pueden esparcirse por el sistema circulatorio hasta llegar a otros órganos.

¿Por qué aparece el problema del mal aliento?

El problema del mal aliento se puede generar por diversas causas, a continuación te explicamos cada de una de ellas.

La alimentación: consumir alcohol, café, cebolla, ajo y alimentos ácidos puede ocasionar mal aliento. Los problemas estomacales también pueden causar mal aliento; esto se debe al reflujo que se genera en el estómago.

Inconvenientes en las vías paranasales: cuando las personas sufren de sinusitis o alergias que congestionan las vías respiratorias pueden padecer de mal aliento. Esto se debe a la acumulación de bacterias que están acompañadas de la congestión nasal.

Prótesis: las prótesis y dentaduras postizas que no mantienen una limpieza adecuada generan mal aliento, esto se debe a la acumulación de placa bacteriana.

Mala higiene

 Tipos de halitosis

La halitosis o mal aliento se puede manifestar de distintas formas:

Halitosis estomacal: la halitosis estomacal se debe a complicaciones estomacales; cuando hay presencia de indigestión o el proceso metabólico es lento, aparece el reflujo y ácidos que generan un olor de descomposición.

Halitosis matutina: la halitosis matutina se debe a la acumulación de saliva que se deposita en nuestra boca durante toda la noche; es considerado como un mal aliento normal, puesto que no se está exento de presentarlo.

Halitosis bucal: este tipo de halitosis se presenta en la cavidad bucal. Esto se debe a que restos de alimentos que quedan en la boca están en descomposición. Con una limpieza bucal profunda se puede eliminar este tipo de halitosis. La higiene oral es clave.

Halitosis crónica: la halitosis crónica se debe a un descontrol en las glándulas salivales. Si mantienes una limpieza bucal adecuada y percibes que siempre tienes mal aliento puedes estar padeciendo halitosis crónica.

Soluciones al problema del mal aliento

El problema del mal aliento puede ser tratado; acude a un especialista para descartar que la halitosis se deba a enfermedades como diabetes, problemas renales o trastornos estomacales.
Usar enjuagues bucales ayudará a tener un mejor aliento.
Cepíllate tres veces al día para eliminar los residuos de alimentos que quedan entre tus dientes.

Alimentación

Los alimentos que debes consumir porque ayudan a eliminar el problema del mal aliento son los siguientes:

Yogur: el yogur posee propiedades prebióticas que ayudan a mantener la flora bucal en buenas condiciones. Además, el yogur es un componente adverso para las bacterias que viven en nuestra boca.

Alimentos ricos en vitamina C: la vitamina C fortalece nuestro sistema inmune y aumenta el colágeno en nuestra cavidad bucal. Asimismo, la vitamina C evita enfermedades periodontales.

Beber agua: el agua es fundamental para mantener la flora bucal libre de gérmenes. Una salivación sana elimina las bacterias que perjudican nuestra boca.

Consejos

  • Cuando realices el cepillado, asegúrate de cepillar muy bien la lengua, en la lengua se acumulan la mayoría de las bacterias que habitan en nuestra cavidad bucal.
  • Evita alimentos ácidos, si presentas halitosis debes evitar consumir alimentos con olores fuertes, como lo es la cebolla y el ajo.
  • Mastica chicles sin azúcares, los chicles sin azúcares neutralizan el olor en tu boca.

¡Esperamos que os haya gustado este artículo sobre el problema del mal aliento! Si vivís en Sevilla y necesitáis resolver cualquier problema de salud bucodental, podéis contactar con nosotros.

¡Os esperamos!

Primero, que tratamiento te interesa »



Estas son las condiciones

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedinmail